Hablar con poder: Greta, Marley y Malala, unas verdaderas expertas

“El arte de la comunicación es la lengua del liderazgo” James Humes (redactor de discursos)

 

Un líder exitoso necesita varias cualidades. Un mensaje claro, una fuerte motivación, etc. Pero también es imprescindible desarrollar excelentes habilidades de comunicación. El líder debe poder compartir conocimientos e ideas para transmitir un sentido de urgencia y entusiasmo a los demás. Si un líder no puede transmitir un mensaje con claridad y motivar a otros a actuar en consecuencia, el mensaje ni siquiera importa.

Las tres ‘líderes del futuro’ que aparecen aquí, lo saben. Se han convertido en maestras del arte de hablar en público. Pero, ¿cuáles son los secretos para convertirse en un orador eficaz?

La repetición de un mensaje claro: crear un ancla

La repetición es una técnica básica que todos los líderes usan en sus discursos. Al repetir palabras e ideas importantes, un orador puede no solo hacer que estas palabras sean fáciles de recordar, sino también crear un ancla en su discurso, en torno al cual el resto de su diálogo puede girar. El ejemplo probablemente más conocido de esta técnica es el discurso ‘I have a dream’ de Martin Luther King.

  • El discurso de Greta Thunberg en la Cumbre de Acción Climática de la ONU, tiene un ancla muy reconocida, ¿‘How Dare You?’ (como te atreves). Al repetir esto muchas veces obliga a los líderes mundiales a asumir la responsabilidad de su continua inacción frente a la crisis ambiental. La palabra ‘tú’ en particular, que se repite 24 veces en 5 minutos, hace que su mensaje se sienta mucho más personal, y dirigido a cada uno de ellos, no únicamente a los’ líderes mundiales’ de forma general. Greta se enfrentó a una reacción negativa de algunos líderes por esta táctica, (Donald Trump por ejemplo) pero sin duda, fue provocativa y causó una gran reacción, que era su objetivo.
  • Malala Yousafzi también empleó la misma técnica en su discurso a las Naciones Unidas en 2013. Empezó 6 oraciones con las palabras ‘We call upon.’ (nosotras llamamos). Como el discurso de Greta, Malala no dejó ninguna duda de que su mensaje era una llamada a la acción para los derechos de las mujeres árabes.

 

Pausa: Parecer confidente

Si quieres que tu mensaje sea oído, tienes que transmitirlo con fluidez y certeza. Una manera de lograr esto es usar pausas estratégicas. Todas: Marley Dias, Greta y Malala usan esta técnica para su beneficio. Las pausas clave añaden poder y gravedad a los mensajes que transmiten.

Las pausas también ralentizan la velocidad del habla, lo cual es muy importante. Cualquier entrenador de oratoria dirá que hablar más lento es mejor. Permite que las personas escuchen claramente lo que estás diciendo y te hace parecer más seguro.

Para estas tres activistas, y para todos los jóvenes que hablan en público, parecer seguro es particularmente clave. Una persona joven que habla con confianza atraerá la atención inmediata de una audiencia, ya que la mayoría de la gente no está acostumbrada a este nivel de destreza de un adolescente o un niño.

 

La voz y la cadencia: ¡hablar alto!

La voz es la única herramienta cuando se habla en público, y es esencial que se use bien.

Como las pausas clave, cambiar la cadencia de la voz en momentos significativos de un discurso puede hacer que las palabras o las ideas claves se destaquen.

Greta Thunberg hace esto claramente en su discurso en la ONU cuando dice ‘Nosotros estamos en medio de una extinción masiva.’

La emoción que se puede transmitir a través de la voz también puede ser una herramienta muy poderosa. Greta y Malala lo usan bien, de hecho, en algunos momentos del discurso, Greta está al borde de las lágrimas. Este nivel de pasión no siempre es apropiado en los discursos, pero en el momento adecuado puede resultar muy eficaz.

Contacto visual y lenguaje corporal: Conectar con la audiencia

Lo más importante para hablar bien y utilizar la voz como herramienta es CONOCER EL DISCURSO. Solo a través de la preparación puedes lograr esto. Greta y Marley Dias a menudo no usan notas en sus discursos, y Malala en sus discursos más complejos usa notas con moderación.

Esto significa que no están leyendo, por lo que pueden mantener el contacto visual. Un elemento muy importante ya que forma una conexión entre el orador y la audiencia, un puente entre su conciencia y la del hablante.

Marley Dias hace esto particularmente bien, habla de una manera muy carismática, usa sus ojos y lenguaje corporal para asegurar que la audiencia escuche cada una de sus palabras.

Las tres jóvenes líderes son todas muy diferentes, de diversos orígenes y cada una con su propio mensaje. Sin embargo, todos usan las mismas técnicas simples en sus discursos para transmitir sus ideas.

Sin duda, es su habilidad para hablar en público con tanto poder, lo que las ha impulsado rápidamente al tipo de reconocimiento que ninguna de ellas hubiera imaginado jamás.